Tener Menos, Vivir más


En un mundo plagado de pobreza, hablar de Minimalismo, o de reducir las posesiones, parece una broma cruel, pero es que la principal causa de la pobreza mundial, es la diferencia que existe entre los que tienen mucho y los que no tienen nada.
​​

...y que quede claro!

Yo no soy minimalista, tengo una enorme cantidad de herramientas antiguas que apenas utilizo, pero me gustan, tampoco podría vivir completamente "Off the grid", o desconectado del mundo, para mí, se trata de deshacerse de todo lo que sobra, todos esos tarecos que la sociedad te obligó a comprar y que no te dan nada.

Puedes tener más de 80 pares de zapatos o gastar todo tu sueldo en relojes caros, la pregunta es: Esas cosas te hacen feliz o las compraste para presumir?  Para mí, la respuesta está muy clara.

El Sueño Americano

Yo vengo de un país muy pobre, y mi primera reacción al llegar a Los Estados Unidos fue perseguir la opulencia, así que terminé viviendo en una enorme casa de cuatro cuartos y tres baños, y gastaba casi todo mi salario para mantenerla.

El "Sueño Americano", que alguna vez representó la volutad de surgir de los primeros inmigrantes, se vende ahora como el afán de tener más que el vecino.​​
​Franlin quiso que la constitución estadounidense le diera a las personas el derecho a perseguir la felicidad, pero conseguirla, depende de nosotros.

Tengo un amigo en Miami que gastó una fortuna construyendo una piscina en el patio de su casa, ahora tiene que trabajar horas extras para pagar las cuentas, y no tiene tiempo para darse un chapuzón. La solución  es muy sencilla; mientras más simple sea tu vida, más dinero te quedará en el bolsillo para disfrutar de las cosas que realmente te interesan.

Mira alrededor de tu casa ¿Cuántos servicios puedes eliminar? ¿Podrías prescindir de la televisión por cable? Yo ya lo hice, y continúo viendo los programas que más me gustan a través de internet, ahora invierto el dinero que me sobra en cenar con mi esposa, una vez al mes, en un buen restaurante.

No se trata solamente de vivir en una casa pequeña, para nosotros, el Tiny House representa la posibilidad de viajar frecuentemente y conocer nuevos lugares, sin gastar en aviones ni hoteles.
 
Reconocemos que es un lujo imposible para los padres de familias, o para los profesionales que están atados a un centro de trabajo, pero ellos al menos podrían usar su casa rodante durante los fines de semana y experimentar qué se siente al vivir en un espacio tan reducido.